LA HISTORIA DE RENNER ITALIA

el camino de nuestro barniz

LOS ORÍGENES

Julio de 2003. Lindo Aldrovandi fue despedido por la multinacional que compró su antigua empresa. Y sin embargo, durante la gestión del actual administrador delegado de Renner Italia, las ventas de barnices para madera de dicha industria se dispararon (de 36 mil millones de las antiguas liras italianas a 100 millones de euros) aumentando los beneficios… Aldrovandi abre el camino a los mercados extranjeros y revoluciona todo el sector, lanzando las fórmulas a base de agua con la colaboración de los investigadores más innovadores del momento. Hasta entonces, los barnices para madera eran principalmente sinónimo de disolvente. En resumen, en 2003 dicha empresa era todo un éxito.

LA CAÍDA

No era suficiente para la nueva multinacional. Los nuevos propietarios estadounidenses tenían ideas muy distintas y anularon los poderes reales del cargo de administrador. El conflicto alcanza el punto de rotura cuando Aldrovandi recibe la carta de despido. Es un momento difícil, de gran tensión y tristeza. Pero como buen empresario, Aldrovandi no lo acepta y vuelve a empezar.

EL RENACIMIENTO

Al mes siguiente se alcanzó un acuerdo con los herederos de Giancarlo Cocchi, fundador de la antigua empresa y accionista mayoritario de Renner Sayerlack, sociedad brasileña más puntera en el sector de los barnices para madera y líder del mercado en Sudamérica.

Gracias al acuerdo entre la familia Cocchi y Alexandre Cenacchi nace Renner Italia. El mando, como es lógico, pasa a manos de Lindo Aldrovandi.

LOS COMPAÑEROS DE VIAJE

Ya en otoño de 2003, algunos fieles colaboradores deciden despedirse y apoyar el proyecto de Aldrovandi. Los químicos del laboratorio de barnices al agua fueron los primeros en creer en la nueva idea de empresa. La primera planta se inauguró en Minerbio (Bolonia) en enero de 2004. Habían transcurrido solo cinco meses desde el despido.

A partir de 2004 decenas de empleados de la antigua empresa deciden seguir a Aldrovandi y empezar a trabajar con Renner Italia que mientras tanto ya había alcanzado una posición importante entre las empresas del sector de los barnices para madera, hasta llegar a convertirse en una excelencia de la química italiana. Lo reconoce también el prestigioso instituto para la business information Databank – Cerved Group que, en 2011, 2012 y 2014 otorga a Renner Italia el Premio “Company to Watch” en el sector de los barnices industriales.

LOS PRIMEROS DIEZ AÑOS

A lo largo de los primeros diez años, Renner Italia comparte el espíritu con que Aldrovandi afronta las injusticias. Son muchos quienes apoyan el proyecto, no solo los empleados (250 en 2015) sino también los clientes interesados. Mientras tanto el empresario sigue aportando innovación al sector.

A partir de 2009, impone su visión de futuro a las relaciones industriales y a las políticas de responsabilidad social, en especial, en materia de medioambiente y a las condiciones salariales de los empleados de Renner Italia.

Desde su fundación y por decisión de Aldrovandi, Renner Italia firma contratos de 14 mensualidades (no previstas por el CNL). Desde 2009 en Minerbio, se aplica una iniciativa cuyo objetivo es distribuir parte de los beneficios. Desde 2012, Renner Italia incluye en la nómina de sus empleados el 50% del ahorro energético generado.
Todos los empleados de Renner Italia participan en la política antiderroche durante sus tareas cotidianas. En 2013 todos los empleados de Renner pudieron beneficiarse de un plus de 2.150 €, en 2014 de 3.500 € y en 2015 de 2.750 €.

A finales de 2012 “Un sueldo más contra la crisis” se adjudica el prestigioso “Premio Empresa Medioambiental” concedido por el Ministerio de Medioambiente y la Cámara de Comercio de Roma.

RENNER ITALIA Y LINDO ALDROVANDI

La historia de Renner Italia es la historia de Lindo Aldrovandi. Un empresario nacido en la trabajadora provincia emiliana y alimentado por un sistema de valores propios de la mejor Italia.

Un empresario, hijo de un carabinero partisano y un ama de casa, capaz de sobreponerse a la caída y sacar de ella fuerza y sabiduría.

Lo prueba la decisión de construir una empresa solidaria, fuertemente ética y con una gestión transparente.

Este sitio web o las herramientas de terceros utilizadas por este sitio utilizan cookies necesarias para su funcionamiento y son útiles para los fines ilustrados en la política de cookies. Si desea obtener más información o rechazar todas o algunas cookies, consulte la política de cookies. Al cerrar este banner, desplazarse por esta página, hacer clic en un enlace o continuar con la navegación de cualquier otra forma, acepta el uso de cookies.
Cerca